Marco Antonio va por todo

.Y un dia Nico se fue,
16/02/2014
No le tiene miedo a los desafios.
Marco Antonio va por todo
Ayer a las 2 de la madrugada, a pocas horas de haberse levantado el tel?n de la segunda temporada de ...Y un d?a Nico se fue, el mendocino Marco Antonio Caponi respir? aliviado: lo hab?a logrado. Todav?a euf?rico por los aplausos del p?blico y por tener que bailar, actuar y cantar sobre el escenario, le dedic? un tuit al director general de la puesta, Ricky Pashkus.
“Gracias @pashkus por este viaje, me siento un avestruz metiendo la cabeza en el pa?s de las maravillas???, escribi? en la red de microblogging, y desde entonces cada vez que pudo les contest?, por el mismo medio, a amigos y fans que lo felicitaron por su trabajo en la comedia musical, que est? basada en la novela autobiogr?fica de Osvaldo Baz?n y tiene m?sica de Ale Sergi.
D?as antes de aquel debut le cont? a Escenario por tel?fono c?mo se prepar? para encarnar al personaje de Osvaldo. Durante la primera temporada de la producci?n, a ese papel le dio vida Walter Quiroz.
A pesar de tener s?lo 20 d?as de ensayo, Caponi –nacido en Godoy Cruz y reubicado a los 14 a?os en Maip?– encar? el desaf?o de pasar de gal?n de novelas a actor de comedia musical de forma met?dica y sumergi?ndose en el estudio.
La obra ...Y un d?a Nico se fue habla del romance entre Osvaldo y Nico, recorriendo todas las etapas de cualquier historia de amor. La propuesta incluye canciones, coreograf?as, el coprotag?nico de Tom?s Fonzi y una orquesta en vivo.
Volver a empezar... en el teatro
Durante la casi media hora que Caponi dialog? con este medio –antes de internarse a ensayar por 10 horas– habl? no s?lo de trabajo sino tambi?n de su Mendoza natal y de los proyectos que le esperan para el resto del a?o. Asegur? que quiere hacer teatro y lo har? de la mano de otro ex Graduados, Luciano C?ceres. Ese actor los dirigir? a ?l y a su mujer, Carolina Barbosa, en la obra El acto gratuito, que se estrenar? en los pr?ximos meses tambi?n en Buenos Aires.
La pantalla chica tambi?n lo ver? volver tras su papel de “canchero seductor??? en Vecinos en guerra. Ser? en junio, en la miniserie 12 casas, que emitir? la TV P?blica.
–?C?mo lidiaste con los nervios previos al debut?
–Con mucha presi?n, como cualquier estreno. Pero este ten?a el condimento de estar haciendo algo a lo cual no pertenezco. Trat? de contener los nervios para que a la hora de cantar me saliera la voz como debe ser. Hay que estar muy relajado y confiado, pero por como se dio todo, y hemos ensayado s?lo 20 d?as, era mucha informaci?n la que recib?. Sin embargo, si hubiese tenido tres meses de ensayo sentir?a lo mismo.
–Interpret?s al alter ego de Osvaldo Baz?n, pero tambi?n hac?s tu propia creaci?n del personaje...
–Claro, pero adem?s no es com?n tener tan cerca al autor. A la vez, la historia va tomando otro rumbo y no hay que encerrarse en lo que ya se hizo. Hay m?sica, otros actores y dentro de la puesta hay gente que interpreta a parte de mi cerebro. Al tener tan poco tiempo no me qued? otra que trabajar, trabajar y trabajar.
–Hab?as hecho algo de teatro musical antes, ?por qu? volver ahora?
–Ten?a una peque?a experiencia de una obra anterior, que la hac?amos ac? en Buenos Aires, en una f?brica abandonada que ahora es un centro cultural, pero cant?bamos una cancioncita de 25 segundos. Lo que me pasaba era horrible: cada vez que ten?a que cantar se me cerraba la garganta (risas). Ten?a muchas ganas de aprender a cantar y bailar. Apareci? esta oportunidad y me pareci? un desaf?o que estaba bueno experimentar. No tengo absolutamente nada por perder sino, al contrario, todo por ganar. Con ganar me refiero a que indudablemente esta experiencia me va a dar herramientas que voy a poder usar durante el resto de mi carrera. Es importante que un actor pueda cantar y bailar aunque sea un poco.
–?C?mo se hace para llegar al d?a de estreno con 20 d?as de ensayo?
–En mi caso fue levantarme a las ocho de la ma?ana, leer la obra dos veces, ir a ensayar 10 horas, quedarme una hora m?s en la sala, llegar a mi casa, dormir una siesta, seguir estudiando hasta las dos de la ma?ana y levantarme otra vez a las 8. Eso, durante 20 d?as seguidos. No ten?a tiempo para nada m?s.
–Ven?as de encarar a un ganador en Vecinos en guerra y ahora interpret?s a un hombre homosexual que atraviesa una ruptura, ?c?mo fue esa transformaci?n?
–En teatro, durante dos a?os trabaj? con Alfredo Alc?n, Rodolfo Beb?n y Claudia Lapac?, y fue muy distinto, como hacer un estudio de teatro cl?sico y contempor?neo al mismo tiempo. Esto, en cambio, es algo fuera de lo com?n y ten?a ganas de romper mi cabeza y mi estructura. Quer?a cortar un poco con lo que ven?a haciendo en la tele. Salirme un poco de ser ese objeto de deseo masculino para las mujeres y contar una historia de amor que trascendiera las barreras. Es una historia de amor y de desamor. Interpretar un personaje que es gay y totalmente asumido, me parec?a un desaf?o hermoso. Si va bien o mal, se ver?. Uno siempre quiere que todo vaya bien, pero todos los d?as estoy aprendiendo y tengo compa?eros excelentes.
–?C?mo es trabajar con Tom?s Fonzi, quien hace de tu pareja?
–?l me ha ayudado un mont?n: ?Es un genio! Confiamos absolutamente en el v?nculo que podemos crear. Adem?s, tengo compa?eros en la comedia que son muy talentosos: cantan, bailan, hacen de todo. Hay que tener fe y construir. Con poder estar ah? y cantar a tempo, ya es suficiente para m?.?
?
–Con tanto ensayo, ?te encontraste cantando en la ducha?
–Uno siempre tiene la fantas?a de cantar bien. Los argentinos, por lo general, siempre piensan que les gustar?a haber sido m?sico o jugadores de f?tbol (risas). Es extremo, pero es as?. Me empez? a llamar la m?sica ahora que estuve escuchando tantas melod?as, pero me gustar?a estudiar. Es muy interesante que uno pueda dejar salir la voz y generar armon?as con eso. Toco la guitarra, pero de o?do. Quisiera canalizar esto y que me retroalimente, como hobby.
–?Te toc? en lo personal el papel que interpret?s o los temas que aborda la historia?
–Cuando le?a la obra me pas? en varias partes, pero no porque haya tenido miedo, sino porque siempre me dio miedo ser de otra forma. Por el qu? dir?n y es horrible vivir con esa sensaci?n: de que si uno no es como debe ser, seg?n las estructuras, parece que est?s pose?do por el demonio (risas). Lo bueno de esta producci?n es que no intentamos transmitir m?s que un hecho art?stico, no bajamos l?nea.
–Vas a hacer otra obra que te va a reunir con un ex compa?ero de Graduados, Luciano C?ceres...?
–S?. Estamos preparando una obra que se llama El acto gratuito, de Gonzalo Demar?a. Ahora termino estos ensayos y empezamos con esa otra producci?n, que es independiente y en la que tambi?n va estar mi mujer, Carolina Barbosa. Tambi?n aparece Guillermo Bertol y estamos esperando la incorporaci?n de un nuevo actor, que va a ser una sorpresa y queremos que se d?.
–M?s all? de la excelente qu?mica que ten?an en pantalla con Luciano, ?son cercanos en la vida real?
–Con Luciano ten?amos muchas ganas de laburar juntos, yo quer?a que ?l me dirigiera. Es un gran director y una persona con la que conect? mucho trabajando en Graduados. La idea es montar un espect?culo en el que hagamos lo que tengamos ganas de hacer y donde nadie nos imponga lo que tenemos que contar.
–?La televisi?n queda fuera de los planes para este 2014?
–Hice un unitario, que se llama 12 casas, de Santiago Loza. Se va a ver por Canal 7 (Televisi?n P?blica), a fines de junio y fue una experiencia genial. Son 12 cap?tulos que muestran a una virgen que est? un mes en cada casa y refleja todo lo que moviliza una virgen en cada hogar. Despu?s ver?. Quiero hacer teatro y buscar cosas a corto plazo que me den experiencia. Tambi?n quiero estudiar dramaturgia y meter cosas en mi cabeza. Siento que tengo m?s para dar.
–Con la fama que alcanzaste en los ?ltimos a?os, quedaste m?s expuesto a los medios. ?Te afecta lo que se dice de vos en revistas y sitios de chimentos?
–El fin de los chimentos es que uno los pase por su boca para que se vuelvan m?s ciertos. Si alguien escribe algo, y yo lo verbalizo, autom?ticamente lo paso a decir yo. Por m?, que digan lo que quieran: de lo que no sale de m? no me hago ni cargo. Me puede generar una molestia que se me pasa tomando dos mates, te juro. Las notas son parte de una ficci?n de la cual nosotros no tenemos que ver. Con que la gente que me conoce me mire a los ojos y me crea, me basta, pueden inventar lo que quieran. Algunos en el medio buscan generar eso, pero a m? no me sirve para nada.
–?Qu? pas? con el auto que te ganaste en octubre en el programa de Susana Gim?nez?
– Todav?a estoy esperando que me lo den...
“Mates con la familia y fernet con los amigos???
En la charla que Marco Antonio Caponi, de 30 a?os, mantuvo con Escenario, no qued? afuera su querida provincia. Esa que lo vio crecer, estudiar Educaci?n F?sica y dejarlo todo para perseguir una carrera de actor en Buenos Aires.
–?Ven?s seguido a Mendoza?
–Voy de vez en cuando. La ?ltima vez fue hace unos cuatro meses. Cuando arranquemos con la obra me podr? pegar una escapada de 48 horas, ponele, un lunes y martes, como mucho. La idea es ir m?s seguido.
– Y cuando ven?s, mucha gente debe de querer verte...
–El a?o pasado trat? de ir un poco m?s seguido y se calm? un poco eso. Pero s?, ten?a que hacer muchas cosas en poco tiempo. ?Me volv?a loco! Lo que m?s hago es ir a la monta?a, ver a mi familia, a mis amigos.
–Pero en esas escapadas, ?qu? no puede faltar?
–Un asado e ir a una bodega a tomar vino. Ser?a algo as?: un d?a de mates con la familia, una noche de fernet con los amigos y ya estamos.
Selva Florencia Manzur manzur.florencia@diariouno.net.ar
Diario Uno.com.ar
Volver

Palabras clave

Marco Antonio Caponi

Ricky Pashkus